Cómo elegir tu LSD

Cuando uno comienza a driftear, la primera decepción suele venir habitualmente al comprobar que tu preciada “máquina” no tiene diferencial autoblocante (en ingles LSD, iniciales de Limited Slip Differential), sino un diferencial abierto. Intentas aprender a driftear y en seguida ves que tu coche no desliza tan suave como los que se ven en los vídeos, es impreciso, pierde rueda fácilmente y realizar un derrape largo se convierte en un suplicio. Entonces nos enteramos que para driftear de verdad hace falta un LSD, pero ¿qué es un LSD y cuál es el más adecuado para lo que queremos?.

El LSD es un diferencial que logra que el par de nuestro vehículo se transmita al asfalto de una forma más eficaz, pero existen varios tipos y su elección suele ser un quebradero de cabeza.
A la venta y de fácil adquisición básicamente existen dos tipos:

De engranajes helicoidales (Quaife o Torsen por ejemplo)

Este diferencial actúa como un multiplicador del par aplicado a la rueda que desliza. Por lo tanto si tenemos un diferencial con un multiplicador de 5:1, a la rueda con más resistencia se pasará 5 veces más par que el aplicado a la rueda con menos resistencia que desliza. El diferencial abierto actuaría como un multiplicador 1:1.

Autoblocante Torsen

Pros

  • Bajo mantenimiento.
  • Se comporta de forma similar a un diferencial abierto y es igual de cómodo.
  • Adecuado para conducción tipo “agarre” (grip).

Contras

  • No es el más adecuado para driftear porque por su diseño tiende a pasar más par a la rueda que más resistencia tiene, en vez de procurar que giren a velocidades similares lo que facilitaría el drift.
  • Al actuar como un multiplicador, si una de las ruedas tiene resistencia nula, el par transmitido a la rueda con mayor resistencia  será cero (5×0=0,  en un 5:1 por ejemplo).

De discos (1, 1.5 ó 2 vías)

El diferencial de discos se bloquea cuando existe una diferencia de velocidades entre ambas ruedas y el tarado del autoblocante nos dirá cuál será la fracción del par enviado a cada rueda. Un tarado del 100% correspondería a un diferencial en el que las dos ruedas giran de forma solidaria. En un diferencial tarado al 25%, tendríamos que el 25% del par aplicado por la rueda con menos resistencia (la que desliza) iría a la rueda con más resistencia. El diferencial de discos posee unos elementos de empuje (ver imagen), que le permiten disponer de tracción en la rueda con más resistencia aunque en la rueda opuesta la resistencia sea nula.

Autoblocante de discos

Pros

  • Derrape uniforme y con posibilidad de bloqueo en aceleración o retención. El 1 vía solamente bloquea en aceleración, el 1.5 vías bloquea en aceleración y de forma más suave en retención, y el 2 vías bloquea tanto en aceleración como en retención.
  • Según el que elijamos será adecuado tanto para conducción tipo “grip” como tipo “drift”.

Contras

  • Mantenimiento superior.
  • Generan ruidos de funcionamiento y bloqueos en situaciones cotidianas (al aparcar, en giros muy cerrados).
  • Con el 1.5 y el 2 vías el coche será más subvirador (entre estos dos el subviraje será mayor con el 2 vías).

Después de esto se podría decir que la elección lógica para driftear sería el 1.5 o 2 vías, pero para un drift ocasional el de 1 vía,  el VLSD (que suelen llevar algunos modelos de serie),  o el torsen podrían hacer un buen papel.

http://www.mecanicavirtual.org/diferencial-autoblocante.htm
http://geocities.com/n_heusink/setupguide/guide.htm
http://www.kaazusa.com/introductionToLSD/introduction_To_LSD.htm
http://www.club4ag.com/faq%20and%20tech_pages/limited_slips_differential_101.htm
http://www.cusco.co.jp/english/e_lsd.html
http://members.aol.com/agspeed/LSD-lock.htm

3 opiniones en “Cómo elegir tu LSD”

  1. super interesante el tema, habia escuchado algo al respecto pero nunca me imagine que fuera tan necesario.

    sigan asi!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *